Portada de la web Alma Mater Hispalense
Historia de la Universidad de Sevilla
Patrimonio histórico-artístico de la Universidad de Sevilla
Las sedes históricas de la Universidad de Sevilla
Historia:

 

La extinción de la Universidad de Osuna

panoramica lateral
Panorámica lateral del edificio de la antigua universidad de Osuna visto desde la Colegiata (en primer término).
La Reforma de Carlos III, en su afán centralizador, estuvo a punto de dar al traste con la fundación. En el claustro del 19 de enero de 1771 se leyó una Carta Orden del Real y Supremo Consejo de Castilla por la que se comunica a la Universidad de Osuna haber cesado en la facultad de enseñar y conferir grados y cursos ganados en ella. Con la protección del patrono -que pagaría completamente las cátedras- la Universidad continúa.

Así continúa la universidad hasta que se recibe el Decreto de 7 de julio de 1807, que forma parte de la Reforma del del Ministro Caballero, por el cual se suprimen once universidades -entre ellas Osuna y Baeza-, que se agregan a Sevilla, dejando otras once. La universidad ursaonense recurrió ante la Junta General de Sevilla y logró mantenerse funcionando. La Universidad de Sevilla entabla recurso a la Junta Suprema Gubernativa del Reino por haber abierto Osuna sus aulas nuevamente. Parece que hay intención de su continuidad pero la vida universitaria se ve interrumpida por la irrupción de la francesada el 28 de enero de 1810. El edificio queda ocupado y convertido en fuerte de las tropas. Expulsados al fin de Osuna los franceses y finalizada la guerra, la Universidad continúa su vida.

Tras los rigores del Sexenio Absolutista de Fernando VII y los virajes y vicisitudes de la política del país, la Real Orden de 19 de mayo de 1820 vuelve a poner en peligro la existencia de la universidad. Se defiende ésta alegando que por ser costeada por un particular (la casa ducal de Osuna), si se suprimiera perdería la nación un establecimiento que nada le cuesta. El propio Ayuntamiento, en 1821, defiende la subsistencia de la Universidad, considerando "las ventajas que supondría para Osuna y los pueblos vecinos".

La Comisión de Instrucción Pública del primer Gobierno del trienio liberal da orden el 29 de junio de 1821 de incorporar al Estado todos los Centros de Enseñanza, pero Osuna continuará al menos hasta 1824. Hay registros de matrículas de alumnos y repartimientos de cátedras, es decir, pruebas de la cobranza del salario por parte de los profesores, hasta dicho año. Así pues en 1824 la universidad quedará definitivamente clausurada.

A mediados de la centuria , la centralización y concentración en el Estado de la enseñanza ya iniciada, se lleva acabo por la Ley de Instrucción Pública de 17 de septiembre de 1845, que proponía un plan centralista, creado por don Pedro José Pidal. El primer Marqués de Pidal incorporó todas las Universidades al Estado y organizó los Institutos de Segunda Enseñanza. Al amparo de esta Ley la antigua universidad volvería a abrir sus puertas como Instituto hasta tiempos muy recientes.

Sobre la Universidad de Osuna:

Historia de la universidad de Osuna | El Edificio: descripción e imágenes | Los estudiantes | Biografía del fundador | El leitmotiv y patrimonio fundacional | La extinción de la universidad | La reforma del ministro Caballero en 1807

página anteriorpágina principal

  "Historia vitae magistra" (Cicerón) Página personal © Alfonso Pozo Ruiz
Enviarme un correo electrónico Miembro del Comisariado del V Centenario Universidad Sevilla y autor de la sección histórica de la web institucional www.quintocentenario.us.es